Tres partidos de… Marco Baixinho

Compartir publicación

Entrevista exclusiva a Marco Baixinho en la que repasamos su carrera en la serie Tres partidos de…

Continuamos la serie “Tres partidos de…” con el capítulo dedicado a Marco Baixinho (1989, Arruda dos Vinhos ). Enrolado en las filas de Paços Ferreira, se trata de uno de los mejores centrales que disputan la Liga NOS, la primera división de Portugal.

Formado en las filas de Sporting CP, fundamentalmente, y de SL Benfica, Alverca y Oeiras, en categoría senior jugó en Carregado y CD Mafra. Tras cuatro temporadas con los lisboetas, protagonizó un salto exitoso desde el Campeonato de Portugal hasta la Primeira Liga.

Camino de los 150 partidos oficiales con Paços, cumple su quinta temporada consecutiva con “los castores” en un momento fantástico de madurez.

A continuación, les dejo con los “Tres partidos de Marco Baixinho”:

FC Famalicão 1-1 (3-4, por penaltis) CD Mafra. Final del Campeonato de Portugal 2014/15.

Todos los partidos que voy a comentar tienen en común que tienen una fuerte carga emocional en el sentido más positivo.

La final del Campeonato de Portugal en Marinha Grande fue muy especial porque formábamos parte de un club que perseguía el objetivo desde hacía un tiempo y justo ese año lo conseguimos.

Paços de Ferreira 2-1 Académico de Viseu. Jornada 30 de la Ledman LigaPro 2018/19.

Fue el partido en el que subimos de nuevo a la primera división con el Fue especial y emotivo porque trabajamos mucho para ello. Teníamos en objetivo de demostrar que éramos el mejor equipo de la Segunda Liga y que nuestro lugar era la máxima categoría.

Sporting CP 1-1 Paços de Ferreira. Jornada 2 de la Liga NOS 2015/16.

El partido más especial de mi carrera fue mi estreno en el Estadio José Alvalade, ante uno de los clubes en los que me formé. Fue la primera vez que jugué ante un equipo grande, con 40.000 espectadores.

Era un Sporting muy fuerte, entrenador por el míster Jorge Jesús. Empatamos y tuve por primera vez la sensación de responsabilidad de lo que supone ser un jugador fútbol, con mayúsculas. Todos los futbolistas deberían pasar por esta experiencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *